Home » Consultoría » Analisis empresarial SAP » Internet de las cosas

Una de las revoluciones que se va acercando en medio de un estruendoso silencio es la del internet de las cosas, una “red de objetos cotidianos interconectados”[1]. El concepto trasciende del que se había estado utilizando hasta la fecha de forma más asidua, el M2M (máquina a máquina) puesto que coloca a las personas en una situación central pudiendo interactuar con este mundo de objetos que nos rodea.

Miles de millones de dispositivos que comparten información, dotados ya de capacidad para analizar, diagnosticar y tomar decisiones haciendo posible la creación de servicios que, en su versión amigable, contribuirán a hacer un uso más eficiente de recursos (sostenibilidad, calidad de vida, etc…).  En el lado oscuro tenemos más elementos para recelar de los que ya nos suscitan otras situaciones en el desarrollo de la red.

Para lo que aquí nos suele ocupar, aceptar el concepto y desarrollarlo supone un reto importante, por sus beneficios así como por las posibilidades de explorar oportunidades de negocio que presenta en prácticamente todos los campos. Oportunidades de negocio que van desde las economías que puedan obtenerse en nuestro desempeño cotidiano de estar rodeados de objetos “Smart” y sus interrelaciones, desde el hogar hasta nuestros puestos de trabajo, posibilidades de ofrecer servicios a nuestros clientes. Servicios adicionales sobre los que ya ofrecemos y enriquecimiento y optimización de muchos de los que ya ofrecemos, en muchos casos sobre la base de una ingente tarea de trabajo sobre la información proveniente de distintas fuentes.

En sectores como la automoción donde ya hay normativas para la promoción de estos instrumentos ya se habla de conceptos como los Sistemas de Transporte Inteligente hasta el más mundano de poder llegar al concepto de “pay as you drive” que podría tener grandes efectos no sólo para las empresas de alquiler de flotas sino también para las aseguradoras que tendrían datos que permitirían ajustar las tarifas a las características reales del conductor.

Otros como el eléctrico, supondrán el que se disponga de datos de gran interés para poder ofrecer servicios de valor y personalizados al usuario contando con una ingente cantidad de datos (ya ha habido experiencias como el Smartmeter en California). Seguro que en cualquier de nuestros sectores podemos encontrar grandes posibilidades de aplicación de estas tecnologías y desarrollo de aplicaciones que nos ayudarían en todos los aspectos, desde la mera reducción de costes hasta una nueva gama de servicios de valor para nuestros clientes.

Hay muchas aplicaciones, pero como pasa con muchas de estas revoluciones de internet, no habrá seguramente un concepto que la capitalice. Sobre la base de una multiplicación de las posibilidades de comunicarnos en un entorno que permite esta comunicación en línea y asumiendo la necesidad de lenguajes comunes para que el desarrollo sea más rápido y eficiente, se empezará por instrumentalizar las cosas obvias, las que nos resultan más familiares –energía, transporte, procesos industriales–, a partir de aquí evolucionaremos e iremos descubriendo posibilidades que, ahora mismo, sonarían a ciencia ficción.

Para todos, llegados a este punto, el desarrollo de los sistemas de gestión de base en las empresas, la inteligencia de negocio –más allá, el big data, consecuencia de estas proliferaciones de información–, la computación en la nube y la movilidad con dispositivos conectados cada vez más Smart, entre otras cosas, no serán sino la base necesaria para sacar partido de este nuevo paradigma.


[1] Fuente: www.wikipedia.es


Director Delegación Sur de Seidor
Licenciado en Derecho por la Universidad de Sevilla, MBA por IE y graduado en escuelas de negocio a lo largo de los casi 25 años en los que se ha dedicado al sector TIC de la región. Ha trabajado para las más importantes compañías del sector en Andalucía, siempre dentro de las áreas de gestión y ventas. Lleva en Seidor desde el año 2004 hasta la fecha trabajando en el desarrollo de los sistemas de información de diferentes entidades en la región de Andalucía, Extremadura y Canarias. Esa experiencia siempre le ha permitido ver empresas de muchos sectores y muy diferentes. Siempre ha trabajado en el área de sistemas de información para la gestión, tanto desde el punto de vista de la plataforma tecnológica como del software de gestión empresarial (ERP, CRM, SRM, SCM, etc.).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>